“El Tren de la Costa Blanca, una vía de progreso’

Siendo niño, recuerdo con gran nitidez algún viaje esporádico en tren, en compañía de mi familia, observando, con la curiosidad con la que miramos el mundo cuando somos jóvenes, el paisaje que se colaba rápido y rítmico por la ventana del vagón. Ya entonces solía pensar que era uno de los medios de transporte que más me gustaba, por el contacto directo que se establecía con los pasajeros, por la rapidez con que llegábamos de un destino a otro y por la serenidad que producían el traqueteo de las vías y los recorridos, plagados siempre de variopintas estampas que alegraban los sentidos.

Pasados ya varios años desde esos idílicos y puntuales trayectos, sigo creyendo que el transporte ferroviario es de suma importancia para conectar ciudades, para vertebrar territorios, para propiciar el desarrollo de nuestros pueblos y facilitar el tránsito de personas, también de mercancías.

Por eso soy un firme defensor de la necesidad de acometer el proyecto del ‘Tren de la Costa Blanca’, porque se trata de una histórica reivindicación de nuestra provincia y de nuestra Comunitat, una iniciativa con la que conseguiremos impulsar la evolución de un área que, bañada por el Mediterráneo, puerta de entrada de Europa, puede convertirse en punto estratégico y epicentro de las relaciones comerciales y turísticas de Europa.

Cuando un territorio próspero como lo es la provincia de Alicante tiene espacios propicios de crecimiento con los que seguir la línea ascendente del progreso, debe reclamar lo que por justicia le pertenece. Este itinerario, que uniría Alicante y Valencia por el litoral, es una iniciativa que generará empleo, propiciará el desarrollo económico y turístico y articulará las poblaciones valencianas.

Además, es un servicio que, según el documento elaborado y encargado por la Diputación a la Universidad de Alicante, sería viable y rentable social, empresarial y económicamente.

Una provincia crece en función de las infraestructuras con las que cuenta y del bienestar que genera y repercute directamente en los ciudadanos. Las poblaciones vecinas de la costa alicantina requieren de una conexión ferroviaria limpia, respetuosa con el medio ambiente y eficaz que nos hermane también con las comarcas valencianas bañadas por el mar, porque estos municipios representan un peso sustancial en el PIB autonómico. Nuestro propósito, el del Gobierno Provincial, es remodelar las conectividades y los trazados, crear nuevas estaciones de parada y, sobre todo, dar respuesta a las demandas de nuestros ciudadanos, porque para ellos y para nuestros hijos es este proyecto, esta reclamación, este plan de futuro.

 

                                                                                                                                                                  César Sánchez Pérez
Presidente de la Diputación de Alicante

Comparte en las redes sociales Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterEmail this to someone